Uniéndonos a la Iglesia que el día 30 de Noviembre iniciaba el año de la Vida Consagrada, varias comunidades de la Congregación se congregaron y realizaron algo especial en este día, combinando lo espiritual con una pequeña convivencia fraterna. Éste fue el caso de las comunidades de la Casa Madre, Casa General, Noviciado, 

San Marcos y Centro Flaymar, quienes hicimos una Hora Santa, participamos en la Eucaristía presidida por el R.P. Salvador Villaruel, Superior General de los Misioneros del Sagrado Corazón, presentamos un breve programa con números alusivos al día, cantos vocacionales, poesía y experiencias de Vida Consagrada de algunas hermanas. Nuestra Superiora General nos exhortó a vivir intensamente este año, aprovechando las gracias y bendiciones que el Señor nos concede, como es el caso de la Indulgencia Plenaria.

Al terminar degustamos una rica comida que se ofreció en forma de Kermess con diferentes antojitos.

Confiemos a nuestra Madre del Cielo, Santa María de Guadalupe los deseos de este año, que “la Vida Consagrada en la Iglesia hoy: sea Evangelio, Profecía y Esperanza” (lema del Año de la Vida Consagrada).

 

FaLang translation system by Faboba